Categorías
Uncategorized

¿Dónde van las prótesis en el aumento de pecho?

¿Dónde van las prótesis en el aumento de pecho?

En la cirugía de aumento mamario, ya sea un aumento de pecho simple, o una mastopexia (elevación) con aumento, las pacientes se preguntan ¿dónde van los implantes? ¿cómo los coloca, Dra? y ésta es una buena pregunta.

Los implantes mamarios o prótesis mamarias se introducen en un «bolsillo» que crea el cirujano para alojar el elemento que consigue aumentar el volumen, la proyección y el contorno del pecho, la prótesis mamaria.

 

Existen distintos planos de colocación de los implantes:

1. Plano subglandular, está situado justo debajo de la glándula mamaria, encima del músculo pectoral, o cubierto por su fascia, se llama entonces «Subfascial». Este plano es técnicamente sencillo de  abordar, existe una delimitación anatómica entre la glándula y su asiento en planos profundos, por eso esta colocación evoluciona con un postoperatorio casi indoloro, y los resultados clínicos se pueden observar muy pronto.  

Tiene algún inconveniente, el más destacable es que los tejidos que cubren la prótesis pueden distenderse y esta relajación podría ocasionar desplazamiento, mostrar irregularidades evidentes en el contorno del pecho si la paciente es muy delgada y tiene (como suele ser frecuente poco espesor de glándula mamaria).

2. Plano subpectoral, o submuscular, este plano requiere «despegar» el músculo pectoral del plano profundo costal, esta separación se la realiza el cirujano con el instrumental preciso, delicadamente y con sus dedos respetando las estructuras anatómicas, y asegurando que no se produzca sangrado.  Se crea un «bolsillo» a medida del tamaño del implante y se coloca en la posición correcta.  

El postoperatorio de esta técnica puede suponer alguna molestia en los primeros días tras la intervención, tirantez, dolor localizado,… que se controla con analgésicos, vendaje y reposo de las extremidades. Las ventajas de este plano serían, su estabilidad, la cobertura completa y segura del implante hace más precisas las exploraciones clínicas y radiológicas (protocolos de prevención de patología mamaria,….etc.). La palpación del pecho es muy natural, incluso en paciente muy delgadas.

3. Plano Dual o Dual Plane: la parte superior del implante está debajo del músculo y la parte inferior está cubierta por la fascia muscular, dejaría la parte inferior sin  presión muscular, aportaría mayor naturalidad al contorno y previene posible compresión y/o desplazamiento de la prótesis en pacientes con músculos pectorales más desarrollados.

En la elección del plano de colocación del implante influyen muchos factores, tales como:

– Volumen y forma de la glándula

– Espesor y calidad de la piel

– Conformación anatómica del tórax

– Actividad física de la paciente

– Habilidad del cirujano

– Forma del implante

Todos éstos y otros factores los valora el cirujano plástico junto con la paciente para decidir el plano de implantación más adecuado a cada paciente.

Categorías
Uncategorized

Aumento de pecho, Prótesis mamarias, ¿Es lo mismo?

Aumento de pecho, Prótesis mamarias,
¿Es lo mismo?

NO necesariamente.

El aumento de pecho o aumento mamario se realiza mediante una operación cuyo objetivo es conseguir un pecho más proyectado, con mayor volumen y mejor estética que armonice con la complexión de la mujer que se somete a esta intervención.

Para conseguir este fin, en la mayoría de los casos el cirujano implanta unas prótesis mamarias, implantes mamarios que pueden ser de diferentes formas y contenido, los más habituales están compuestos de gel cohesivo de silicona, aunque también pueden contener otros componentes como suero fisiológico o poliuretano. 

Los implantes son productos sanitarios que deben tener su visado de seguridad (Agencia Europea del Medicamento y/o FDA).  Estos implantes protésicos aportan volumen, proyección y un aspecto de firmeza predecible, son elementos seguros y duraderos. 

Existe actualmente la opción de utilizar la grasa de la propia paciente, “grasa autóloga” en la operación de aumento mamario, este procedimiento conocido como lipotransferencia, lipoimplante, o injerto de grasa, consiste en infiltrar la grasa previamente extraída a la paciente de otra zona corporal “zona donante”.

Con esta intervención se consiguen dos objetivos: reducir posibles acúmulos grasos en zonas como abdomen, cartucheras, flancos, …etc., y aumentar el volumen mamario.

Esta técnica de lipotransferencia presenta sin embargo algunos inconvenientes:

  • Tras la extracción de la grasa, mediante liposucción, o lipoaspiración, ésta tiene que procesarse para “purificarla” y así obtener el mejor contenido de células grasas o adipocitos y conseguir que se integren óptimamente en el lecho receptor.

No toda la grasa infiltrada va a permanecer en el pecho, parte de esa grasa transferida no llega a prender, por tanto, el resultado es menos predecible que con los implantes mamarios.

  • No todas las pacientes disponen de suficiente grasa donante, por ejemplo: pacientes delgadas, o con alto porcentaje de masa muscular.

  • Existe la posibilidad de que con el paso del tiempo algunos adipocitos, o grasa transferida puedan verse en imágenes radiológicas cono nódulos o microcalcificaciones que confundan al especialista a la hora de diagnosticar patología mamaria. 

La lipotransferencia, o injerto de grasa, o lipofilling es una técnica adecuada para refinar contornos, o aumentos de mama de pequeño volumen, o complementar cirugías de reconstrucción mamaria. Actualmente constituye una herramienta más del aumento mamario, aunque los implantes mamarios siguen siendo una primera opción por su gran calidad, duración, predicción del resultado y seguridad clínica.

Categorías
Uncategorized

¿Puede tratarse el pecho caído? ¿Qué es la Mastopexia?

¿Puede tratarse el pecho caído? ¿Qué es la Mastopexia?

Múltiples factores tales como los cambios de peso, embarazo, lactancia, o simplemente el paso del tiempo pueden producir cambios en la forma del pecho de la mujer.

Una mujer con un pecho normal puede notar cómo cambia la proyección y consistencia de sus mamas. La mastopexia o elevación mamaria es el resultado de una intervención que eleva las mamas, recoloca los tejidos laxos o fláccidos en su posición anatómica proporcionando un contorno y proyección más armónicos, de esta forma se recupera el aspecto un pecho joven.

En ocasiones, cuando existe involución de la glándula mamaria, es necesario aportar el volumen perdido colocando además una prótesis.

¿Qué pacientes pueden mejorar con una mastopexia?

Las pacientes jóvenes con un pecho de volumen normal pero de perfil poco estético, generalmente se trata de mamas con forma “tuberosa”, base estrecha y areola desproporcionada, suelen presentarse desde la adolescencia. Pueden mejorar con la mastopexia también, mujeres que a partir de 30 – 40 años has observado un cambio gradual de su pecho, con ptosis (caída) y aspecto de “vacio” por situaciones diversas como cambios de peso, embarazos, o involución de las mamas.

¿Cuánto dura la intervención?

La intervención de mastopexia dura aproximadamente 2 horas.

¿Cómo se realiza la Mastopexia?

Esta intervención requiere una incisión alrededor de la areola que permitirá reubicarla en la posición correcta, en algunos casos se precisa ajustar el exceso de piel a la nueva forma de la mama prolongando la incisión hacia el surco con mini cicatriz horizontal que queda disimulada en el surco submamario.

En algunos casos, siguiendo las preferencias de la paciente, puede colocarse un implante mamario que realce la mama modelada para conseguir un busto más estético. Las cicatrices se quedan disimuladas en la zona periareolar y verticalmente desde la areola al surco submamario. Utilizamos siempre suturas intradérmicas y reabsorbibles, lo que significa que son internas y se reabsorben.

Cada problema tiene una solución, y muchas veces es más fácil de lo que creemos, consulta con tu cirujano plástico y déjate aconsejar. La primera consulta es gratuita y puede resolverte todas tus dudas sobre cómo mejorar tu pecho.