Categorías
Uncategorized

Reducción Mamaria: Estética o salud?

Reducción Mamaria: ¿Estética o salud?

Reducir el volumen de pecho, mediante una operación llamada “mamoplastia de reducción”, ¿puede considerarse una cirugía estética ó una cirugía reparadora?

Esta reflexión se plantea frecuentemente en la consulta del cirujano plástico, cuando una paciente viene consultando sobre cómo conseguir un pecho más pequeño, porque su voluminoso tamaño o peso excesivo le causan problemas para vestirse, hacer deporte o relacionarse.

En mi experiencia profesional, tengo claro que la mayoría de las pacientes que se plantean esta intervención, presentan problemas físicos y de autoestima derivados de este excesivo volumen mamario, entre ellos:

  • Dolores de espalda: dorsalgias, cervicalgias, contracturas musculares, mal posición del tronco que tiende a inclinarse,… etc., mantenidos a lo largo de años, y con el consejo médico de que deben hacer deporte, adelgazar,…etc., y la gran dificultad que tienen en algunos casos para poder correr, nadar,…., etc.

  • Problemas de la piel, micosis de repetición, dermatitis de los pliegues submamarios,… debidas a la humedad mantenida por el sudor en esas zonas submamarias, que se maceran y favorecen infecciones cutáneas.

  • Dolores en los hombros: provocados por los tirantes de sujetadores rígidos, anchos, que traccionan para “elevar” el pesado pecho, acaban dejando impronta en sendos hombros.

  • Dificultades para vestir la ropa que la paciente quiere, ocurre en algunas pacientes que no encuentran prendas acordes a su edad porque no tienen talla posible para el perímetro pectoral, acaban llevando ropa muy amplia, cerrada, oscura,…etc..  Más de una vez te comentan: “no encuentro un traje de baño que me sirva”…., por ejemplo.

  • Autoestima baja, problemas de relación,… derivados del bajo ánimo que puede ocasionar,… no verse bien con ese volumen de pecho, esto se observa más en pacientes jóvenes,… que son más vulnerables a comentarios,… imposiciones estéticas,…etc.

Todas estas consideraciones me llevan a pensar que estamos hablando de un problema de salud, y por tanto, su tratamiento debe calificarse como una cirugía reparadora, por supuesto que también el cirujano plástico se esmera en la estética,… es una parte más de la cirugía plástica,.. pero en esencia es una intervención reparadora o reconstructiva.

 
Categorías
Uncategorized

Aumento de senos, ¿Cómo es la cicatriz?

Aumento de senos, ¿Cómo es la cicatriz?

“Aumento de senos” es una de las operaciones más habitual en cirugía estética, y la cicatriz en esta intervención tiende a ser mínima.

El aumento de pecho es una intervención que permite conseguir el volumen mamario adaptado a la anatomía de la paciente, mejorando su forma y proyección.  Para realizar esta operación se implantan unas prótesis a través de una pequeña incisión,…esta incisión es lo que después pasa a ser la cicatriz.

Para que la cicatriz sea lo menos visible posible, se recurre a ubicarla en zonas que permitan su escondite o disimulo.

Las localizaciones habituales son:

  • En el surco submamario CICATRIZ SUBMAMARIA ó INFRAMAMARIA: esta zona permite confundir la cicatriz con el pliegue submamario, es una cicatriz visible en sus primeras fases, pero que posteriormente con el paso del tiempo, la cicatriz mejora haciéndose casi imperceptible. 

  • En la zona areolar CICATRIZ AREOLAR ó HEMIAREOLAR (o también conocida como «por el pezón»): en el perímetro de la areola, justo donde cambia la pigmentación de la areola hacia el color normal de la piel del resto del pecho. Este cambio de pigmentación permite camuflar la cicatriz.

El margen areolar, no siempre es nítido y en estos casos la cicatriz puede distinguirse, aunque normalmente es apenas visible.

Otra posibilidad es la incisión intraareolar submamilar «INTRAREOLO-SUBMAMILAR», es decir por debajo de la base del pezón ampliando hacia el perímetro areolar, toda la incisión queda dentro de la areola, en área pigmentada, es una variante de cicatriz areolar, que puede ser útil en pacientes con areolas grandes.

  • En la axila CICATRIZ AXILAR: esta localización sitúa la cicatriz en el pliegue axilar, esta zona sólo se muestra con la extensión y elevación de los brazos.

Los Dres. Serra Renom y Vila Rovira, perfeccionaron también la vía umbilical, CICATRIZ UMBILICAL ó TRANSUMBILICAL,  como otra opción alternativa de abordaje para el aumento mamario, esta vía requiere especial destreza y estaría indicada en casos muy específicos.

Estas son las principales vías para la intervención de aumento mamario, no debemos confundir con la cicatriz de otras intervenciones como la mastopexia o elevación mamaria con aumento, ésta es otra operación, con otras incisiones. 

También quiero mencionar que la lipotransferencia o el injerto graso como procedimiento para aumentar el pecho, es otra técnica que está indicada en pacientes muy concretas, dicha técnica se realiza sin incisión, sólo mediante “puntos” de entrada con mínima señal.

El cirujano plástico, debe estudiar bien las características de la piel de cada paciente, su tono, los pliegues naturales, las dimensiones de las areolas, …etc., escuchar los deseos de la paciente y en función de todo ello decidir la “puerta de entrada” de los implantes, dejando claro que la cicatrización es individual, personal y que no sólo depende de nuestra sutura, también influyen las condiciones propias del paciente.

Me gustaría citar al Profesor y eminente Cirujano Plástico  Dr. Jaime Planas Guasch, que solía decir a sus pacientes: “el cirujano hace la incisión,… pero el paciente hace la cicatriz….” , creo que no se puede explicar mejor. 

Categorías
Uncategorized

Primera consulta gratuita y Cirugía estética.

Primera consulta ratuita y Cirugía estética

PRIMERA CONSULTA EN CIRUGÍA ESTÉTICA.

“Primera consulta gratuita” es una frase que suele encabezar los anuncios publicitarios de muchas clínicas de cirugía estética, pero ¿hasta qué punto esto es cierto? Verdaderamente se ofrece una primera consulta gratuita al paciente, o es tan sólo un reclamo que no responde a la realidad.

Para empezar tenemos que definir qué es una “primera consulta gratuita”, una consulta médica debe realizarla lógicamente el propio especialista, o sea, el cirujano plástico, no es consulta médica una entrevista con un comercial que expone los tratamientos a modo de catálogo como si estuviera “vendiendo” un coche o cualquier producto industrial.

La cirugía estética, la cirugía plástica ejercida por el especialista atiende la necesidad planteada por cada paciente, valorando minuciosamente sus antecedentes médicos, personales, quirúrgicos, …sus expectativas, explorando exhaustivamente, para llegar a un “diagnóstico” y planteando uno o varios tratamientos, …explicando todas las opciones al paciente (porque ante todo es un paciente, una persona que se dirige u un médico, …. no es un cliente que va de compras), resolviendo todas sus dudas, incertidumbres respecto a su operación, … riesgos, …. En definitiva, ofreciendo una información basada en nuestra experiencia clínica y capacitación profesional, al servicio personal, individual de cada paciente, con sus circunstancias propias. Y por supuesto de forma gratuita.

¿Qué ofrecen muchas cadenas de clínicas de estética?  Bajo el reclamo de “primera consulta gratuita”, les atiende generalmente un comercial con excelente formación en marketing, que les muestra un catálogo de modelos ideales, en muchas ocasiones prometiendo convertir al cliente en un clon de la última estrella del reality televisivo de turno, eso sí, con toda clase de facilidades de pago,… que al fín y al cabo es de lo que se trata, de vender un producto. 

Pero, …… ¿Dónde está el cirujano?……¿Cuándo ve el cirujano al paciente?……, buena pregunta. En el mejor de los casos el cirujano puede ver al paciente poco antes de llegar al quirófano, …. Aunque puede darse la situación de que el cirujano conozca a su paciente en la antesala de la cirugía, …., y descubra que el “producto” vendido hábilmente por el comercial sea algo imposible,… médicamente no factible,.. , o que los implantes que la cadena de estética adquiere al por mayor, sean de una calidad cuestionable,…. Y después ¿Quién revisa a los pacientes?… según… a veces con suerte el cirujano, …., otras veces  “otros profesionales”……etc.

Pero no pasa nada, porque no existe un responsable, muchas de estas cadenas de clínicas estéticas, hoy están y mañana desaparecen, … no importa dejar tirados a los pacientes,…. Son sólo clientes.

Volviendo al principio, primera consulta gratuita, significa rigor profesional, honestidad, compromiso con la persona que nos consulta, con el paciente, ofrecer nuestra reputación profesional como aval, y decirle a esta persona: aquí estamos para atenderle, ofrecerle la mejor orientación terapéutica, ….. que si decide operarse vamos a estar ahí contigo, con usted, antes, durante y después, …etc. 

Todo esto en una consulta que no lleva ningún coste, que se ofrece “gratis” al paciente, y no es porque queramos regalar nuestro tiempo y esfuerzo, … es porque nuestra profesión de especialistas en cirugía plástica, reparadora y estética nos exige seriedad, transparencia, conlleva trabajo, esfuerzo,….y no podemos permitir que bajo esta premisa de gratuidad,… empresas en cadena emborronen y confundan la esencia de nuestra especialidad quirúrgica.

Respeto y admiro a mis compañeros que cobran esta primera consulta de valoración a sus pacientes, …, cualquier profesional que realice un trabajo es lógico y razonable que cobre por él, eso sería lo propio cobrar esta primera consulta, lamentablemente estamos en un sector con altísima competencia, … y no todo es tan sencillo,… 

El cirujano plástico y estético convive con las imposiciones mercantilistas de las cadenas, se nos exige adaptación, flexibilidad, …, “reinventarnos”, los tiempos van cambiando y la cirugía plástica y estética con ellos,  aunque en mi opinión la forma de atender a los pacientes como personas y no como objetivos comerciales debe primar siempre en nuestra profesión.

 

Categorías
Uncategorized

Financiación en Cirugía Estética.

Financiación en cirugía estética

La cirugía estética hasta hace unas décadas se consideraba inaccesible para la mayoría de la gente, sólo se operaban “de estética” las personas que tenían fortuna económica, …, ésta era la creencia de hace años atrás.

Los tiempos van cambiando, y también los usos y costumbres de las personas, y hoy por hoy, operarse el pecho, por ejemplo, mejorar la apariencia física para conseguir una mejora estética es algo bastante habitual.

Es cierto que la cirugía estética ha ido “democratizándose” esto puede explicarse por varias razones: 

  • Concepto de salud, se ha ampliado a la esfera psicológica y social, tan importante es evitar la enfermedad, como sentirse a gusto con nuestro cuerpo y como nos ven los demás. La cirugía estética ya no es un tabú, es algo socialmente aceptado.

  • Diversidad y avance de las técnicas de cirugía estética, el abanico de opciones quirúrgicas y no quirúrgicas para mejorar nuestro aspecto se ha ampliado considerablemente. Las técnicas anestésicas y la cirugía han avanzado y permiten realizar tratamientos sin apenas riesgos. No existe el miedo patológico a la cirugía, hace décadas operarse esa mucho arriesgado que en la actualidad.

  • Aumento de clínicas de cirugía estética, a mayor competencia en el sector, los precios se ajustan y se reducen, lo que hace más accesibles estas operaciones al público en general.

  • Y por supuesto, la financiación.  La financiación se ha ido imponiendo en este sector, y en muchos otros también. Muchos pacientes, aunque dispongan del dinero en el momento del tratamiento, prefieren financiarlo porque pagar una pequeña cuota mensual no les supone ningún esfuerzo,… mientras que desprenderse de un dinero ahorrado sí. 

Un aumento de pecho financiado, por ejemplo, se puede pagar en cómodas cuotas de alrededor de 100 € al mes, …., una liposucción podría costar menos de lo que cuesta el recibo de la luz, en cuotas mensuales.

La cirugía plástica y estética, sus profesionales, ofrecen todo lo mejor de su experiencia profesional, y también en su mayoría, todo aquello que facilite a los pacientes el acceso económico a estos tratamientos.

Categorías
Uncategorized

¿Cual es la edad ideal para hacerse un aumento de pecho?

¿Cual es la edad ideal para hacerse una aumento de pecho?

No existe una única respuesta.

En España la edad media de las mujeres que se someten a una intervención mamaria, según la SECPRE (Sociedad Española de Cirugía Plástica Reparadora y Estética) es la comprendida entre los 30 y 45 años.

La mamoplastia de aumento o aumento mamario simple es más frecuente en las mujeres más jóvenes, alrededor de los 30 años, sin embargo el aumento mamario combinado con elevación mamaria o mastopexia es una intervención más habitual a partir de los 40 años.

Menores de edad: según la normativa legal en España la edad mínima para realizar un aumento mamario es de 18 años, aunque están contempladas excepciones a partir de los 16 años con autorización de sus tutores.

Los motivos más frecuentes que llevan a una mujer a realizarse un aumento de senos son:

  • Pechos pequeños: la paciente percibe sus pechos como “demasiado pequeños” y quiere aumentar su volumen para sentirse más segura con su aspecto físico.

  • Restaurar su talla habitual tras la maternidad y/o lactancia.

  • Corregir asimetrías del tamaño de sus pechos cuando éstos son asimétricos o presentan algún defecto de forma.

  • Reconstruir su pecho tras una cirugía previa.

Ante la diversidad de motivos y circunstancias, es difícil afirmar si existe una edad ideal, toda mujer que opta por una cirugía mamaria debe tener una completa información profesional de su Cirujano Plástico con rigor y cercanía.

Categorías
Uncategorized

Recuperación tras aumento de pecho.

Recuperación tras aumento de pecho.

Aumento de pecho: postoperatorio y tiempo de recuperación.

La cirugía de aumento mamario requiere un tiempo de reposo tras la operación, este periodo es variable según el estado físico de cada paciente y también las actividades físicas que realice en su vida habitual.

En líneas generales podemos establecer, a modo de orientación, tres fases:

  • Fase postoperatoria inmediata: del día de la intervención hasta el tercer día, es el periodo de mayor molestia, las pacientes describen la sensación como de “agujetas” en la zona del pecho, esto es debido generalmente a la distensión que provoca el implante debajo del músculo pectoral.  En las pacientes que portan el implante en el espacio subfascial esta sensación molesta es menor. Estos primeros días se recomienda a la paciente un tratamiento analgésico personalizado para que no tenga dolor, así la recuperación es mucho más cómoda.

  • Fase de adaptación al implante, desde el tercer día hasta los 7 – 10 días, aproximadamente. En estos días la percepción de mejoría va imponiéndose, las pacientes observan como van ganando autonomía, pueden dormir de lado, y realizar actividades que no conlleven gran esfuerzo. Cuando la paciente es fumadora, esta fase puede prolongarse un poco más, y si su trabajo requiere esfuerzo físico (cargar peso, elevar los brazos,…etc.) su incorporación laboral puede requerir mayor tiempo.

Las pacientes que trabajan en actividades de poca exigencia física: oficina, ordenador, atención al público,…etc., pueden reiniciar su actividad laboral, en la mayoría de los casos.

  • Fase de “vida normal”, es decir ¿Cuándo puede realizar sus actividades habituales? Normalmente a las 3 semanas, las pacientes están recuperadas completamente, y pueden realizar normalmente todas las actividades habituales en sus trabajos.  

Como excepción, puede mencionarse que para realizar una actividad deportiva intensiva como musculación de brazos y tórax (pesas, aparatos de tonificación pectoral) se recomienda esperar un plazo mayor de tiempo.

Como siempre que hablamos de cualquier operación, la recuperación puede variar y factores como: tabaquismo, algunos tratamientos médicos, hipotiroidismo, …etc., el cirujano debe explicar a su paciente qué actividades puede realizar o no tras su intervención.

Es importante contar con su cirujano y tener un seguimiento personalizado y cercano.

Categorías
Uncategorized

Aumento de pecho, Prótesis mamarias, ¿Es lo mismo?

Aumento de pecho, Prótesis mamarias,
¿Es lo mismo?

NO necesariamente.

El aumento de pecho o aumento mamario se realiza mediante una operación cuyo objetivo es conseguir un pecho más proyectado, con mayor volumen y mejor estética que armonice con la complexión de la mujer que se somete a esta intervención.

Para conseguir este fin, en la mayoría de los casos el cirujano implanta unas prótesis mamarias, implantes mamarios que pueden ser de diferentes formas y contenido, los más habituales están compuestos de gel cohesivo de silicona, aunque también pueden contener otros componentes como suero fisiológico o poliuretano. 

Los implantes son productos sanitarios que deben tener su visado de seguridad (Agencia Europea del Medicamento y/o FDA).  Estos implantes protésicos aportan volumen, proyección y un aspecto de firmeza predecible, son elementos seguros y duraderos. 

Existe actualmente la opción de utilizar la grasa de la propia paciente, “grasa autóloga” en la operación de aumento mamario, este procedimiento conocido como lipotransferencia, lipoimplante, o injerto de grasa, consiste en infiltrar la grasa previamente extraída a la paciente de otra zona corporal “zona donante”.

Con esta intervención se consiguen dos objetivos: reducir posibles acúmulos grasos en zonas como abdomen, cartucheras, flancos, …etc., y aumentar el volumen mamario.

Esta técnica de lipotransferencia presenta sin embargo algunos inconvenientes:

  • Tras la extracción de la grasa, mediante liposucción, o lipoaspiración, ésta tiene que procesarse para “purificarla” y así obtener el mejor contenido de células grasas o adipocitos y conseguir que se integren óptimamente en el lecho receptor.

No toda la grasa infiltrada va a permanecer en el pecho, parte de esa grasa transferida no llega a prender, por tanto, el resultado es menos predecible que con los implantes mamarios.

  • No todas las pacientes disponen de suficiente grasa donante, por ejemplo: pacientes delgadas, o con alto porcentaje de masa muscular.

  • Existe la posibilidad de que con el paso del tiempo algunos adipocitos, o grasa transferida puedan verse en imágenes radiológicas cono nódulos o microcalcificaciones que confundan al especialista a la hora de diagnosticar patología mamaria. 

La lipotransferencia, o injerto de grasa, o lipofilling es una técnica adecuada para refinar contornos, o aumentos de mama de pequeño volumen, o complementar cirugías de reconstrucción mamaria. Actualmente constituye una herramienta más del aumento mamario, aunque los implantes mamarios siguen siendo una primera opción por su gran calidad, duración, predicción del resultado y seguridad clínica.

Categorías
Uncategorized

¿Qué es el lóbulo rasgado? ¿Cómo se produce el lóbulo rasgado? ¿Cuánto cuesta corregir el lóbulo rasgado?

¿Qué es el lóbulo rasgado? ¿Cómo se produce el lóbulo rasgado? ¿Cuánto cuesta corregir el lóbulo rasgado?

La utilización de pendientes muy pesados, pequeños tirones, o tracción excesiva sobre los pendientes puede provocar que el orificio del lóbulo se estire alargándose o rasgándose completamente.  Esta situación impide llevar pendientes o que éstos se pierdan a través del orificio alargado.

Ocurre además que con el paso del tiempo el lóbulo pierde grasa y los pendientes tienden a inclinarse más y más, en los casos de rasgado incompleto.

¿Cómo se corrige el lóbulo rasgado?

La solución es quirúrgica.  Se trata de un procedimiento sencillo, que se realiza bajo anestesia local,  consiguiendo recuperar la forma normal del lóbulo y poder lucir normalmente los pendientes.

Esta pequeña intervención no precisa ingreso hospitalario, y si el paciente no tiene antecedentes patológicos no es necesario hacer un estudio preoperatorio.  El cirujano plástico explica al paciente el procedimiento más adecuado en cada caso.

¿Duele la corrección?

No.  La corrección no duele porque se aplica anestesia tópica y local, se realiza unos 30 minutos, tras la corrección se aplican unos puntos de sutura que deben mantenerse aproximadamente una semana.  Tras retirarlos hay que esperar un tiempo (3 ó 4 semanas) antes de hacer el nuevo orificio para los pendientes.

El paciente puede llevar una vida completamente normal, como única limitación no es aconsejable practicar deportes acuáticos mientras mantiene la sutura.

Pasadas estas 3 ó 4 semanas, el cirujano revisa los lóbulos para recomendar cuando es aconsejable hacer la nueva perforación, que se realiza en la consulta.  En algunos pacientes es aconsejable reforzar el lóbulo con un relleno de ácido hialurónico  o con grasa propia, para dar mayor consistencia y dar un aspecto más joven al lóbulo.

¿Cuánto cuesta corregir el lóbulo rasgado?

El precio de la intervención en ambos lóbulos es de 350 €, si sólo precisa la corrección en un lóbulo, 250 €.

Categorías
Uncategorized

Aumento Mamario. ¿Prótesis Anatómicas, Prótesis Redondas ó Prótesis Ergonómicas?

Aumento Mamario. ¿Prótesis Anatómicas, Prótesis Redondas ó Prótesis Ergonómicas?

El aumento mamario es probablemente la intervención de Cirugía Estética, más demandada. Se trata de un procedimiento muy seguro, cómodo y con muy buen resultado inmediato tras la operación.

La mamoplastia de aumento, consiste en realzar, incrementar el volumen del busto generalmente con la implantación de prótesis mamarias, aunque existen otras técnicas que utilizan otros elementos de relleno como la grasa autóloga, o el ácido hialurónico (técnica de relleno temporal).

Actualmente en nuestro medio las prótesis de mama más utilizadas están compuestas por gel cohesivo de silicona, este material aporta estabilidad y consistencia natural al implante. Además de la composición del implante, otro factor a considerar el la forma.

Existen actualmente implantes de tres morfologías:

 – Prótesis Redondas: las primeras que se vienen utilizando, tienen el mismo diámetro de base que de altura.

   – Prótesis Anatómicas: son más recientes, y tienen forma de «lágrima» o de «gota», aportan estructura a las mamas que apenas tienen forma.

  – Prótesis Ergonómicas: suponen la última innovación, y cambian de forma con la posición de la paciente, aportan naturalidad.

Muchas pacientes, se plantean esta duda antes de dejarse aconsejar por el cirujano plástico. Existe información y desinformación en diversos medios: internet, prensa, opiniones de amigas,….etc.

“Doctora, yo quiero una talla 100 con prótesis en forma de pera, que lo he visto en internet”….. y adelante…..tras esto ¿qué hacer?

              …. pues ante todo explorar con todo detalle a la paciente, ver su estructura anatómica, la forma y posición de su glándula mamaria, la calidad de su piel, el tamaño y la forma de sus areolas, la conformación torácica,…. Esta valoración es fundamental.  Los deseos de la paciente también.

Para conseguir el resultado que la paciente desea, el cirujano plástico tiene que seleccionar la técnica quirúrgica, y por supuesto los implantes, informando de ello a la paciente, porque la paciente (incluso aunque fuera cirujana plástica) no puede sentar la indicación quirúrgica.

La paciente comunica al cirujano lo que espera de la intervención, cómo le gustaría verse, y este diálogo – puesta en común se decide qué técnica, implantes, preparación, y posibilidades son las mejores para alcanzar ese resultado deseado.

En cuanto a la forma de las prótesis: ¿REDONDAS, ANATÓMICAS ó ERGONÓMICAS?

Mi respuesta es: depende de cada caso clínico. Y sólo tras una exploración minuciosa y una historia clínica bien detallada se puede decidir qué tipo de implante es el más adecuado a cada paciente.

Es posible que con esto no hayamos aclarado dudas, quedémonos con la idea de que es en consulta donde podemos y debemos aconsejar. 

Categorías
Uncategorized

Rinoplastia, ¿En qué consiste?

Rinoplastia, ¿En qué consiste?

Rinoplastia

La rinoplastia es la intervención quirúrgica destinada a mejorar la estructura nasal para conseguir una forma armónica y proporcional con el resto de la cara, conservando o mejorando su función esencial en la ventilación respiratoria. 

Existe gran variabilidad de forma y características clínicas de la nariz, por tanto la rinoplastia debe ajustarse a solucionar las necesidades concretas de cada paciente. Esta intervención puede actuar sobre cuatro niveles fundamentales de la estructura nasal: los huesos propios nasales, el dorso osteocartilaginoso, la punta y el tabique nasal (septoplastia).

Cuando el paciente presenta problemas respiratorios causados por una mala ventilación nasal, debemos actuar sobre el tabique nasal que puede ocluir parcial o totalmente una fosa nasal, en estos casos la intervención se denomina rinoseptoplastia.

¿Cómo se hace una rinoplastia?

Existen diferentes técnicas, que podemos clasificar en:

-Rinoplastias cerradas: cuando la cirugía se realiza a través de pequeñas incisiones internas en ambas fosas nasales y a través de esa pequeña entrada de accede al dorso osteocartilaginoso, al tabique nasal y a los huesos nasales. Las suturas se realizan con material reabsorbible que no es necesario retirar. No queda ninguna cicatriz.

-Rinoplastias abiertas: en casos más severos, que precisen un modelado más contundente de la estructura nasal, se redomienda un abordaje desde el exterior, haciendo una pequeña incisión en la base de la columela nasal. Deja una pequeña cicatriz en la base nasal.

¿Cuánto dura la intervención?

La duración de  esta intervención es de aproximadamente una hora.

¿Qué tipo de anestesia se usa?

La rinoplastia se realiza habitualmente bajo anestesia general.

¿Cuál es la mejor edad para someterse a una rinoplastia?

Lo más adecuado es esperar a que los huesos nasales hayan finalizado su crecimiento, a partir de los 16 años.

Rinoplastia

La rinoplastia es la intervención quirúrgica destinada a mejorar la estructura nasal para conseguir una forma armónica y proporcional con el resto de la cara, conservando o mejorando su función esencial en la ventilación respiratoria. 

Existe gran variabilidad de forma y características clínicas de la nariz, por tanto la rinoplastia debe ajustarse a solucionar las necesidades concretas de cada paciente. Esta intervención puede actuar sobre cuatro niveles fundamentales de la estructura nasal: los huesos propios nasales, el dorso osteocartilaginoso, la punta y el tabique nasal (septoplastia).

Cuando el paciente presenta problemas respiratorios causados por una mala ventilación nasal, debemos actuar sobre el tabique nasal que puede ocluir parcial o totalmente una fosa nasal, en estos casos la intervención se denomina rinoseptoplastia.