Categorías
Uncategorized

Prioridad médica, vencer al Coronavirus.

Prioridad médica, vencer al Coronavirus.

Todos estamos sobrecogidos por el tremendo impacto que el Coronavirus (Covid-19) está causando en todo el mundo, y especialmente en España.  Está ocasionando muchas muertes, contagios masivos y sobrecarga del sistema sanitario y nos ha llevado al confinamiento para frenar su avance.

La prioridad médica es ofrecer la mejor atención a los pacientes afectados, algunos de estos pacientes sufren insuficiencia respiratoria y necesitan ventilación artificial, un respirador, para remontar este estado y salir adelante.

Es vital en esta situación tener equipos materiales y humanos para atender a los muchos pacientes infectados por coronavirus, por ello todos los procedimientos médicos y quirúrgicos no urgentes quedan aplazados para cuando todo vuelva a la normalidad.

La cirugía plástica, reparadora y estética, al igual que otras especialidades quirúrgicas, se suman al esfuerzo común de priorizar recursos.  Los equipos de respiración asistida, unidades de reanimación, camas hospitalarias, entre otros recursos,  se necesitan a disposición de los pacientes afectados en esta pandemia, para su tratamiento y cuidados.

Desde la Sociedad Española de Cirugía Plástica Reparadora y Estética (SECPRE) y la Asociación Española de Cirugía Estética (AECEP) se ha propiciado la iniciativa de solidaridad y colaboración con los servicios sanitarios, para luchar contra el Covid-19.  

Toda la sociedad responde colaborando a la llamada de quedarse en casa, conjuntamente con la sanidad pública y privada, los cuerpos de seguridad del estado, la UME, los supermercados, los transportistas, agricultores, ganaderos, los cuidadores de enfermos,…, y otros muchos profesionales, todos con el mismo objetivo lograremos salir de esta situación.

Categorías
Uncategorized

Las opiniones en cirugías plástica

Las opiniones en cirugía plástica.

LAS OPINIONES EN CIRUGÍA PLÁSTICA y CIRUGÍA ESTÉTICA.

En un mundo global la información sobre todas las materias está al alcance de cualquier persona y en cirugía plástica o cirugía estética esta información puede encontrarse muy fácilmente, en la prensa, en los medios audiovisuales, en internet, entre las personas de nuestro entorno por destacar algunos accesos.

¿Son importantes las opiniones de los pacientes para otros pacientes que piensan en cirugía estética o cirugía plástica?

En este punto, tendríamos que diferenciar a efectos prácticos entre:

  • Opiniones directas,  y opiniones virtuales

Las opiniones directas son aquellas que cuentan los pacientes directamente sobre su experiencia propia tras un determinado tratamiento de cirugía plástica, comenta su vivencia al entorno personal, familiares, amigos entre otros.

Estas opiniones directas son muy importantes, basadas en resultados reales, con detalles prácticos emitidas de forma desinteresada.

El valor de estas opiniones resulta de gran utilidad para la persona que está pensando en operarse, para solucionar ese problema que le acompleja o que lleva tiempo queriendo  corregir, pero le parece complicado acceder a ello, o le preocupa como sería pasar por el quirófano, encontrar un cirujano plástico cercano, en su ciudad o fuera de lla,  por ejemplo.

Comprobar por boca de otra persona como ha sido ese proceso de su cirugía plástica puede ayudar a dar el paso y animar al paciente potencial a consultar con uno u otro cirujano plástico.

Las opiniones virtuales “like”  «me gusta» o comentarios on line, que pueden encontrar en redes sociales, chats, portales de salud o páginas web, son opiniones generalmente anónimas o pseudoanónimas que los internautas vierten en estos gigantescos tablones de exposición virtual.

La información que aportan estos espacios puede estar basada en experiencia real, generalmente así es, aunque no siempre.

Porque, ¿quién escribe estas opiniones? ¿Son siempre pacientes reales?

No podemos comprobar la autoría real de lo publicado en internet, para escribir un comentario, o una valoración cualquiera puede ocultarse bajo unas siglas, un pseudónimo, por ejemplo. 

Generalmente los pacientes satisfechos con su cirugía plástica o cirugía estética consiguen mejorar o eliminar su problema, mejorar su apariencia y/o su salud, viven positivamente esta experiencia y no le dan más vueltas al tema.

Son los pacientes que han tenido una experiencia negativa o algún problema en su particular proceso los que mayoritariamente vierten estos aspectos comentados en la red.

En algunos casos, un paciente insatisfecho encuentra en la red, amparado por el anonimato, un campo abierto donde relatar, recrear, amplificar su negativa vivencia y frustración. 

Ciertas opiniones, que representan numéricamente pocos casos, pero con mucha presencia en diferentes foros pueden generar confusión y desconfianza en las personas que buscan información.

Existen también, opiniones que pueden tener un determinado interés sobre exagerar o dañar la reputación de un cirujano plástico. Finalidad comercial, publicitaria en positivo o por el contrario crear el  desprestigio de un profesional.

Por ello, en mi opinión, los comentarios en la red tienen un valor relativo, pueden orientar, pero no deben ser determinantes.

También me parece importante observar si existe una “tendencia” de opinión, al respecto,  si un cirujano plástico es considerado positivamente por la mayoría de comentarios sobre su trabajo, seguramente también recibirá algún comentario negativo, y el público inteligente aplicará su criterio relativizando la importancia,  igualmente al contrario. La tendencia suele reflejar la realidad.  

Animamos a los pacientes a plasmar su opinión en el foro que libremente consideren, sobre la Dra. Elvira Elena Sorando, cirugía plástica Salamanca, o cirugía estética Salamanca, www.draelenasorando.com.

Categorías
Uncategorized

Cirugía estética y antienvejecimiento.

Cirugía Estética y Antienvejecimiento.

¿Se puede realmente retrasar el envejecimiento de la piel?

El envejecimiento es proceso vital imposible de evitar, desde que estamos vivos nuestro organismo está expuesto al envejecimiento, aunque el proceso puede llevarse mejor o peor según nuestra genética y nuestro estilo de vida.

En los factores genéticos poco podemos influir, actualmente, aunque la investigación avanza y en un futuro puede que no muy lejano podamos cambiar el determinante genético.  Si podemos mejorar nuestro estilo de vida, cambiar a mejor ciertos hábitos que nos perjudican y se reflejan en nuestra piel.

   – Hábitos dietéticos: en nuestro medio, (occidente) tenemos un problema con la alimentación, nos sobrealimentamos, tomamos demasiados alimentos procesados, exceso de azúcares, grasas saturadas,…, etc., necesitamos tomar proteínas y también alimentos ricos en vitaminas, oligoelementos, fibra,…, alimentos vegetales.  Nuestra alimentación influye en nuestra salud, comer de forma saludable, compensada es importante para mantenernos sanos y mantener la piel sana también. 

   – Evitar hábitos tóxicos: el alcohol, el tabaco,…., son hábitos muy extendidos en nuestro medio,…., deterioran nuestros tejidos (no sólo el pulmón, el hígado,…etc.) y también la piel, puede mostrar falta de hidratación, alteraciones vasculares,…, etc. Otras drogas por supuesto también deterioran el organismo, incluyendo los tegumentos y la piel.

   – Exceso de radiación solar, los rayos ultravioleta tipo C, pueden dañar la piel e inducir transformación maligna de algunas lesiones,…, si su exposición es prolongada y sin protección la piel sufre y «envejece» más rápidamente.

   – El hábito sedentario es otro de los males que nos envejecen, el cuerpo humano necesita movimiento para mantener su fisiología, su funcionamiento vital, el ejercicio físico promueve la circulación, estimula el sistema inmunitario, tonifica los músculos, mantiene las articulaciones activas,…, entre otros efectos,.. también influye en la piel y su aspecto.

Además de estas premisas de vida saludable, la cirugía estética puede ayudar también a mantener la piel joven y frenar los estragos que el paso del tiempo ocasiona en ella.

Las técnicas de medicina estética más habituales, las que a diario aplicamos en la consulta y tienen un efecto «rejuvenecedor» en la piel son fundamentalmente:

   – El ácido hialurónico: se trata del tratamiento más extendido porque tiene un efecto inmediato, controlado y no tiene contraindicaciones.  Se trata de un producto que potencia la hidratación de la piel, puede aplicarse a diferentes niveles de profundidad para obtener un efecto más o menos voluminizador.  Existen diferentes grados de reticulación del ácido hialurónico y se aplica para tratar desde las pequeñas líneas de expresión,… hasta los surcos profundos o pérdidas de volumen en determinadas áreas faciales.

También permite conseguir aumentar el volumen de los labios, o matizar los pómulos,…etc, en función de la necesidad de cada paciente.   

   – La toxina botulínica, más conocida como bótox, es otro de los recursos estéticos más eficaces, actúa bloqueando la contracción de una pequeña área del músculo que con su contracción arrastra la piel y produce «arrugas» o «líneas de expresión» que marcan el rictus de enfado o envejecimiento que las pacientes nos cuentan.  Este tratamiento debe su éxito al rápido efecto tras su aplicación, suele aplicarse especialmente en el tercio superior facial,  para reducir las «patas de gallo», las líneas frontales excesivas o las «arrugas» del entrecejo.

    – El plasma rico en plaquetas, es un inductor del colágeno, estimula producción de fibrina y colágeno en la piel, con ello favorece su elasticidad, mantiene su tono y previene la flaccidez, mejora la tersura dando un aspecto más luminoso a la piel.

    – Los complejos vitamínicos sobre la dermis, técnica de mesoterapia que permite infiltrar activos para estimular el metabolismo de la piel, mejorando su aspecto y aportando hidratación y nutrición.

Además de lo expuesto, podemos recurrir a la Cirugía Plástica, cuando el envejecimiento ya nos marca mayor afectación y se suman otros aspectos como descolgamiento, exceso de piel, bolsas de grasa en los párpados, lipomatosis submentoniana (conocido como papada), entre otros procesos,… que requieren una acción más contundente, técnicas como blefaroplastia, lifting, liposucción,….etc.

Las técnicas de prevención y los tratamientos locales tratando problemas cuando aún no son muy marcados, y bajo el consejo del cirujano plástico, generalmente mantienen la piel más joven y, aunque no podemos parar el envejecimiento, si podemos ralentizar el proceso en muchas ocasiones.  

Hábitos saludables y ayuda profesional, paciente y cirujano forman equipo. 

Categorías
Uncategorized

¿Qué es una labioplastia y cuánto cuesta?

¿Qué es una labioplastia y cuánto cuesta?

La labioplastia es la intervención quirúrgica que permite modificar los labios menores en su forma y tamaño para reducirlos cuando molestan por su excesivo o asimétrico desarrollo.

Los labios menores se encuentran anatómica en el centro de los genitales externos femeninos, cubiertos por los labios mayores, están en continuidad con la vagina, se componen de tejido cutáneo en su parte externa y mucoso en la cara interna, protegen la comunicación vaginal (introito vaginal) y en su parte superior se continúan con el capuchón del clítoris.  

Se trata, por tanto de estructuras blandas, flexibles, ricamente vascularizadas con glándulas en su interior, y que tienen un papel de fisiológico evidente.

En algunas mujeres, los labios menores pueden desarrollarse más de lo normal, y entendemos el rango de normalidad muy variable, porque mientras no moleste a la mujer en algún grado, no se debe considerar un patológico, y por tanto no requiere ningún tratamiento.

Cuando este desarrollo excesivo o asimétrico ocasiona problemas, tales como: dificultad para mantener relaciones sexuales, roce con la ropa interior por plegamiento de los labios, dolor o molestias para practicar algún deporte,…etc., entonces si puede plantearse el tratamiento.

La demanda de esta cirugía ha ido creciendo en los últimos años, las mujeres somos más conscientes de nuestro cuerpo, y queremos sentirnos mejor, en todos los aspectos,…, también la cirugía en este campo ha mejorado, siendo actualmente un procedimiento sencillo y de cómoda recuperación.

 

¿En qué consiste una labioplastia?

La labioplastia, ninfoplastia o reducción de los labios menores, o labios genitales menores, se realiza bajo anestesia local, tiene una duración de aproximadamente 40 minutos y su recuperación es bastante cómoda y rápida.

Esta intervención se aconseja programarla en una fase del ciclo menstrual posterior a la menstruación, hablando con la paciente se aclaran todos los detalles, requiere atención y escucha, cada paciente sabe lo que le molesta y debemos encontrar conjuntamente la solución con la técnica más adecuada.

La paciente tras la intervención puede volver a su casa por su propio pie, sabiendo que puede tener molestias y/o leve sangrado en las horas siguientes, se le indica el tratamiento analgésico y los cuidados locales que debe seguir.

¿Cuánto tiempo de recuperación es aconsejable?

Normalmente la paciente puede seguir con su actividad laboral o habitual en 24 horas, dependiendo también cúal es su actividad, por ejemplo puede realizarse trabajo de oficina o estudio, sin ningún problema, si la paciente requiere ejercicio físico más intenso, puede necesitar 2 o 3 días.

¿Cuánto cuesta una labioplastia? ¿Cuál es el precio de la labioplastia?

Entorno a 1800 – 2000 €, aunque cada paciente se valora individualmente y se le entrega su presupuesto, sin compromiso, nuestra primera consulta médica es gratuita.

PREGUNTAS HABITUALES:

1.¿Tendré dolor?  

 NO, se trata de una técnica prácticamente indolora.  Además suele asociarse a sedación, según cada paciente.

2.¿Cuándo puede mantener relaciones sexuales?

Hay que esperar entre 4 y 6 semanas, para dejar que los tejidos cicatricen perfectamente.

3.¿Cuándo se retiran los puntos?

No utilizamos puntos que haya que retirar, la sutura queda oculta y no se ve nada externamente.

4.¿Cuándo podré bañarme?

Puede ducharse desde el primer momento, también lavarse la zona sin problema, para bañarse en agua estancada (piscinas, spas,….etc.) hay que esperar aproximadamente 1 mes.

5.¿Perderé sensibilidad?

Puede disminuir la sensibilidad si se realiza una técnica más agresiva, o si se requiere remodelar el capuchón del clítoris, ya que esta zona anatómica tiene más terminaciones sensitivas.

6.¿Puedo tener problemas al orinar?

No.  En los primeros días del postoperatorio, las primeras veces que la paciente orina tras la operación, puede alterarse la emisión en forma de “aspersor”, esto no siempre ocurre y es meramente transitorio.

En cualquier caso, lo más importante es tener al cirujano accesible para cualquier consulta pre y postoperatoria, se trata de una intervención sencilla y con gran satisfacción para las pacientes.

Categorías
Uncategorized

Información en Cirugía Plástica y Aumento de Pecho.

Información en Cirugía Plástica y Aumento de Pecho.

La información es uno de los valores más preciados en nuestro medio, cualquier consumidor antes de adquirir un producto se informa de sus cualidades, ventajas, precio,…, etc.  La Salud, el sector sanitario, y dentro de él la cirugía plástica, cirugía estética con todas sus operaciones, son objeto de búsqueda por el público general y cualquier persona que esté pensando en realizarse un tratamiento de cirugía plástica.

¿Dónde buscar información sobre cirugía plástica y aumento mamario?

La respuesta es automática: en Internet.  Hace unos años, los pacientes buscaban información a través de amigos, familiares,…, otras personas que se habían operado, o en medios impresos como guías telefónicas, periódico,…etc., hoy por hoy estos medios han sido (aunque aún tienen su papel)  superados ampliamente por las búsquedas Online.

Las personas interesadas en aumento mamario y/o cirugía plástica, encuentran la información mediante:

  • Buscadores, portales,  Google, es uno de los más utilizados

  • Canales de contenido audiovisual, como YouTube, es el más habitual

  • Redes sociales: Facebook actualmente es la más utilizada, Twiter, Linkedin, Instagram,…, entre otras

  • Directorios médicos, generalmente de empresas relacionadas con la salud, seguros,…etc.

  • Páginas Web de cirujanos plásticos reconocidos por su credibilidad y reputación.

  • Otros medios:  medios de comunicación/información como la radio, televisión, plataformas audiovisuales, revistas de temática afín (estética, estilo de vida, salud,….,etc), conferencias,….etc.

El móvil es el dispositivo más utilizado para buscar información Online, junto con el ordenador personal y la tablet, permiten acceden de forma casi inmediata a cualquier rincón virtual, comparar servicios, precios, opiniones y conseguir de manera rápida la localización del cirujano plástico y de igual forma concertar una cita.

Según la ISAPS (International Society of Aesthetic Plastic Surgery) la cirugía de aumento de pecho es la más solicitada en todo el mundo, supone el 15,8 % de todas las intervenciones de cirugía plástica y estética en todo el mundo, le seguirían de cerca la liposucción con un 14 % y la cirugía de corrección de los párpados con un 12,9% de intervenciones.

¿Qué información buscan las pacientes interesadas en aumento de pecho?

La información más buscada es la relativa a:

  • Resultados de intervenciones, especialmente fotos del ANTES Y DESPUÉS, en este punto quisiera recalcar que las fotos del antes y después, nunca suponen un resultado de garantía de una operación, porque las condiciones personales son variables y en ningún caso estas fotos garantizan ese resultado.

  • PRECIO de la operación y precio de la consulta, ¿cuánto cuesta una operación de aumento de pecho? Ésta es posiblemente una de las preguntas más habituales planteada por las pacientes,…, la respuesta también debe tener en cuenta que existen falsedades e imprecisiones que pueden confundir, más que aclarar a las pacientes,…, ¿Quién realiza la intervención? ¿qué gastos están incluidos y cuales no?  …., etc.

  • Información sobre el cirujano plástico, su curriculum vitae, experiencia profesional, reseñas y opiniones registradas por otros pacientes, …, pueden resultar de utilidad para elegir uno u otro especialista.

El aumento de pecho o aumento mamario es la intervención que más búsquedas de información genera en todo el mundo, … , podemos imaginar la cantidad de artículos, referencias,… , vídeos,…., información en general que los pacientes pueden tener a su alcance.

Llegados a este punto, quiero destacar que toda esta información, aunque positiva para ayudar en la decisión de las pacientes, es tan sólo una instrumento, porque desde considero que la mejor información, la más precisa, la imprescindible y fundamental, …., es la del cirujano plástico en la propia consulta, con la paciente delante, valorando todos lo aspectos clínicos y personales de CADA PACIENTE, escuchando los deseos de la persona que tiene delante, aportando INFORMACIÓN objetiva, respondiendo a sus dudas, y definitivamente orientando en la decisión a cada paciente.

Categorías
Uncategorized

¿Cuál es la mejor cicatriz en el aumento de pecho?

¿Cuál es la mejor cicatriz en el aumento de pecho?

La cicatriz en el aumento mamario es un tema frecuentemente discutido en la consulta de cirugía plástica. Es comprensible que las pacientes quieran conseguir el volumen del pecho deseado, sin tener que soportar una cicatriz visible que no pueda ocultarse con la ropa interior o la ropa de baño.

Estas consideraciones son importantes, y tenemos que valorar las opciones posibles en cada caso, con cada paciente, teniendo en cuenta la forma de su pecho, la calidad de su piel, el tono de su areola,…etc.

Cualquier intervención requiere lo que los cirujanos llamamos una “via de abordaje”, una “puerta de entrada” es decir una incisión,…., y dicha incisión se transforma inevitablemente en una cicatriz.  La calidad de la cicatriz dependerá de la técnica quirúrgica (sutura adecuada, tensión, respeto a los tejidos vivos,…,etc), pero también de las características de los tejidos de cada paciente lo cual no podemos cambiarlo, hay que estudiarlo previamente y tomar la elección mas adecuada.

Las incisiones para el aumento mamario generalmente se realizan en una de estas ubicaciones:

  • En el pliegue submamario, debajo del seno, justo en el propio pliegue o justo por encima del mismo (inframamario)

  • Alrededor del perímetro de la areola, parcial o total (periareolar)

  • A través de la axila (transaxilar)

La ubicación de la incisión la decide conjuntamente  la paciente con su cirujano, dependiendo de la anatomía de la paciente, de los implantes y la preferencia de la paciente bien informada.

Vamos aportar algunas ventajas e inconvenientes de una u otra localización de las incisiones,… heridas quirúrgicas,… y finalmente cicatrices.

1.  Vïa inframamaria: es visible en las primeras fases postoperatorias, con el paso del tiempo va mejorando su apariencia y como queda incluida en el surco submamario apenas se ve tras unos meses. Permite implantar prótesis de volúmenes mayores. Inconveniente: puede molestar al principio cuando se utilicen sujetadores con aros, por ello se recomienda esperar 2 meses antes de usarlos. 

2.  Vïa periareolar: queda camuflada en la transición de color de la areola a la piel del resto del pecho. En las pacientes de piel morena, con areolas oscuras y bien delimitadas la cicatriz llega a ser apenas perceptible. Inconvenientes:  cuando la paciente tiene una areola sin margen nítido,…, puede resultar difícil esconder la cicatriz, la vía areolar depende también del perímetro de la areola, y en pacientes con areola pequeña,…,  puede quedar limitado el volumen de los implantes que puedan colocarse. También esta zona tiene mayor cantidad de terminaciones sensitivas,…, y la sensibilidad puede afectarse tras la cirugía.

3. Vía axilar: esta incisión queda disimulada en el pliegue de la axila, en algunas pacientes es apenas visible, aunque en otras con mayor densidad glandular o tendencia a cicatriz hipertrófica pueden ofrecer cicatrices visibles, que en traje de baño no pueden ocultarse. Otro inconveniente: en pacientes con tórax largo, o muy musculadas puede suponer una dificultad técnica en la intervención porque el control del sangrado es menos accesible para el cirujano.

Cada paciente es única, y cada intervención también lo es, para decidir cual es la incisión mejor en su caso la paciente y el cirujano forman equipo, aconsejar y dejarse aconsejar es la mejor opción.

 

Categorías
Uncategorized

Cirugía Estética y el «efecto positivo potenciador»

Cirugía Estética y el "efecto positivo potenciador"

La Cirugía Estética tiene como objetivo mejorar el aspecto estético mediante una operación que se dirige a modificar la forma, posición, perfil,…, de un tejido vivo en una zona anatómica determinada.

Partiendo de esta premisa, cabe esperar que tras una intervención de cirugía estética el resultado quede limitado a mejorar la apariencia de la zona tratada, únicamente (que no es poco).

En nuestra experiencia, tras muchos pacientes operados, se observa que la mejoría muchas veces se muestra en muchos aspecto, no sólo, en el resultado concreto previsto y descrito antes de plantear la intervención.

Observamos que cuando una paciente, por ejemplo, se aumenta el volumen del pecho, se van produciendo cambios como la forma de vestir, se siente más segura de su imagen corporal, está más contenta con su escote,…, incluso hace actividades que antes de la intervención no se atrevía a hacer por inseguridad,…, nadar,…, ir a un gimnasio,…tomar el sol,….etc. Su autoestima mejora, y su vida en general también.

En este sentido la intervención que más efectos positivos potenciadores provoca, tal vez sea la abdominoplastia y la liposucción. Estas intervenciones mejoran el contorno corporal y reducen la grasa acumulada en zonas como: abdomen y/o flancos.

La Cirugía Estética tiene como objetivo mejorar el aspecto estético mediante una operación que se dirige a modificar la forma, posición, perfil,…, de un tejido vivo en una zona anatómica determinada.

Partiendo de esta premisa, cabe esperar que tras una intervención de cirugía estética el resultado quede limitado a mejorar la apariencia de la zona tratada, únicamente (que no es poco).

En nuestra experiencia, tras muchos pacientes operados, se observa que la mejoría muchas veces se muestra en muchos aspecto, no sólo, en el resultado concreto previsto y descrito antes de plantear la intervención.

Observamos que cuando una paciente, por ejemplo, se aumenta el volumen del pecho, se van produciendo cambios como la forma de vestir, se siente más segura de su imagen corporal, está más contenta con su escote,…, incluso hace actividades que antes de la intervención no se atrevía a hacer por inseguridad,…, nadar,…, ir a un gimnasio,…tomar el sol,….etc. Su autoestima mejora, y su vida en general también.

En este sentido la intervención que más efectos positivos potenciadores provoca, tal vez sea la abdominoplastia y la liposucción. Estas intervenciones mejoran el contorno corporal y reducen la grasa acumulada en zonas como: abdomen y/o flancos.

Mencionar también como otras intervenciones de cirugía plástica y estética, consideradas menores como la otoplastia o la blefaroplastia, generan ese efecto positivo potenciador, que hace a los pacientes sentirse mejor.

Es entonces la cirugía plástica y estética una cirugía “de lujo”, calificada en algunos momentos como “frívola” o incluso  “innecesaria”,…, desde mi punto de vista en absoluto, es una  cirugía necesaria con sus debida indicaciones, y cuyos efectos van más allá de los meramente estéticos.

La Cirugía Plástica y Estética, tiene también la denominación de Cirugía Reparadora, cuyo objetivo es reconstruir, o reparar las estructuras anatómicas o tejidos dañados por una lesión traumática, congénita, u oncológica entre otras,…(quemaduras, malformaciones, reconstrucción tras cáncer,…etc.), esta parte de nuestra especialidad es la menos conocida, y forma parte de nuestro bagaje profesional.

En general, me agrada pensar que nuestra especialidad aporta bienestar y mejor calidad de vida a nuestros pacientes.

Categorías
Uncategorized

Cicatrices en cirugia mamaria

Cicatrices en cirugía mamaria

Cualquier cirujano plástico o estético tiene entre sus prioridades dejar la menor cicatriz posible, … o que dicha cicatriz quede disimulada, oculta o apenas perceptible. Este tema de la cicatriz es una cuestión importante que debemos explicar muy bien a los pacientes antes de realizar cualquier cirugía mamaria, porque existe cierta confusión o tendencia a creer que en cirugía plástica las cicatrices no se ven, o desaparecen.

En cirugía mamaria es especialmente importante planear las incisiones e informar de su localización. El epígrafe de “cirugía mamaria” es muy amplio y para resumirlo vamos a enumerar las cirugías mamarias más frecuentes y los tipos de cicatriz que suelen presentar en líneas generales.

  1. Aumento mamario, aumento de pecho, o mamoplastia de aumento, es la cirugía plástica y estética más solicitada, la más frecuente, y las cicatrices que ocasiona esta intervención suelen ser:

    • SUBMAMAMARIA, o INFRAMAMARIA, localizada en el surco submamario, es posiblemente más visible en las primeras fases postoperatorias, pero con el paso del tiempo mejora considerablemente,… ¿hasta cuando mejora?…., una cicatriz puede seguir mejorando hasta 2 años tras la intervención.

    • AREOLAR, HEMIAREOLAR, PERIAREOLAR, localizada en el margen de la areola, …, es una buena zona para esconder la cicatriz, especialmente en pacientes de piel más morena, pero puede ocasionar cambios de pigmentación o de sensibilidad. En algunas pacientes con piel laxa ó con intolerancia de sutura, puede producirse un “ensanchamiento” de la areola.

    • AXILAR, localizada en el pliegue axilar, esta cicatriz se mimetiza con un pliegue natural, aunque con determinada ropa o en algunas posiciones,…es visible.

  2. Reducción mamaria, o mamoplastia de reducción, es la cirugía mamaria que ocasiona mayor longitud de cicatriz, y aunque existen infinidad de técnicas quirúrgicas, podemos destacar entre las más frecuentes cicatrices:

    • PERIAREOLAR, ó CIRCUMAREOLAR,  o “en donut”, es una técnica que se indica cuando el volumen a reducir es mínimo, o en cirugía mamaria masculina para corregir la ginecomastia.  Esta cicatriz, al igual  que en el aumento mamario, puede “ensancharse” o hipertrofiarse, y necesitar algunas tratamientos postoperatorios.

    • CICATRIZ VERTICAL, o “en chupachups”, es una cicatriz utilizada para reducir volúmenes mamarios medios, se localiza alrededor de la areola y en línea vertical hasta el surco.

    • CICATRIZ EN “T INVERTIDA”, O EN “ANCLA”, está indicada en pacientes que tienen mamas muy voluminosas y caídas, permite reducir y elevar el pecho, se localiza alrededor de la areola, verticalmente hasta el surco y también en el propio surco submamario.  Esta cicatriz, es extensa, sin embargo con el paso del tiempo y los cuidados adecuados, evoluciona muy bien en la mayoría de las pacientes.

  3. Mastopexia o Elevación mamaria, con o sin aumento mamario:  esta intervención es técnicamente algo más compleja, sin embargo las cicatrices son menores que en la reducción mamaria:

    • CICATRIZ PERIAREOLAR o CIRCUMAREOLAR, 

    • CICATRIZ VERTICAL, o en “chupachups”, ambas ya comentadas anteriormente.

    • CICATRIZ EN “J” ó en “L”, este tipo de cicatrices son una modificación de la cicatriz vertical, con una pequeña prolongación en el surco submamario.

    • CICATRIZ EN “T INVERTIDA”, comentada en apartado anterior.

  4. Ginecomastia, es la intervención sobre el excesivo crecimiento de la mama en el varón, en general existen varias cicatrices a considerar, según la técnica empleada:

    • CICATRIZ HEMIAREOLAR INFERIOR o “en Omega”, esta cicatriz es apenas perceptible, aunque está indicada cuando el volumen a extirpar es muy pequeño y circunscrito al área submamilar, para volúmenes mayores, se recurre a la:

    • CICATRIZ CIRCUMAREOLAR, ya comentada anteriormente.

    • CICATRIZ HORIZONTAL, cuando existe un gran excedente de grasa y piel, y hay que remodelar toda la piel pectoral, es más visible pero permite crear un contorno homogéneo.

    • CICATRICES PUNTIFORMES, cuando se realiza liposucción, como única técnica o como complemento de las técnicas de extirpación, estas cicatrices son pequeñas, bien disimulables y se suelen localizar a cierta distancia del pecho para esconderlas mejor.

  5. Reconstrucción Mamaria: este apartado es tan amplio que requiere otro espacio específico para tratarlo. Como consideraciones generales:

    • Existen técnicas de extirpación más selectivas, como las tumorectomías, cuadrantectomías,… que no extirpan la mama por completo, y la cicatriz que ocasionan suele ser menor y bien aceptada por la paciente.

    • Las mastectomías pueden ser más o menos radicales, y conservar o no el complejo areola pezón, complementarse con linfadenectomía en algunos casos, …etc.   La cicatriz que se ocasiona es visible, e impactante para la mujer, aunque afortunadamente existen opciones de reconstrucción desde las más simples (implantes) a las más complejas (reconstrucción microquirúrgica),.. dependiendo de muchos factores, como la necesidad de tratamiento radioterápico, entre otros. Este tipo de tratamientos exige varios tiempos quirúrgicos, cuidados específicos, … e información muy exhaustiva a cada paciente de la fase o fases por las que debe pasar.

Categorías
Uncategorized

Otoplastia: Lo que debes saber sobre esta intervención.

Otoplastia: Lo que debes saber sobre esta intervención.

La otoplastia es la intervención quirúrgica que permite corregir la forma y posición de las orejas, dicho de forma clara y sencilla.  

Normalmente las deformidades auriculares importantes, graves, se manifiestan desde el nacimiento y se corrigen en la infancia, existen malformaciones que van desde la ausencia de pabellón auricular, anotia,… hasta diferentes formas de “pliegues” del cartílago,… separación céfalo – auricular,…etc.  Las posibilidades terapéuticas pasan por cirugías de reconstrucción utilizando cartílago de las costillas, … injertos cutáneos, … plastias tisulares,…etc.

Las deformidades “menores” son las más habituales, y sin duda la más habitual es la que los pacientes llaman “orejas de soplillo”, son las orejas despegadas de su base de implantación, …, técnicamente el ángulo cefaloauricular está aumentado, llegando incluso a estar casi perpendicular al cuero cabelludo.

Esta “separación” mayor, puede deberse a principalmente a la ausencia del pliegue del cartílago paralelo al borde del pabellón auricular, llamado “pliegue ante-helical”, la ausencia total o parcial de este pliegue hace que la oreja esté lisa y proyectada externamente. En otras ocasiones también existe un exceso de “concha”, que es la zona cartilaginosa más próxima al conducto auditivo externo, tiene forma cóncava y su excesiva superficie o concavidad, también deforman la oreja. 

Todo ésto,.. y algunos otros factores influyen en la forma y posición de las orejas, hay que tenerlos en cuenta en su corrección y tratarlos adecuadamente, aunque al paciente le preocupan detalles más prácticos, que destacamos a continuación.

  1. La otoplastia es una intervención que se realiza bajo anestesia local, de forma ambulatoria en adultos, … en los niños suele realizarse bajo anestesia general. 

  2. La intervención, la operación correctiva,…. NO DUELE. Aunque el postoperatorio, si puede molestar.

  3. Tras la corrección, se coloca un vendaje, o banda elástica que mantiene la posición de las orejas y facilita la consolidación de la cirugía.  Esta banda suele mantenerse una semana.

  4. El resultado de la otoplastia, suele requerir un tiempo de “asentamiento”, hay que avisar de esto a los pacientes, ya que en algunos casos con cartílago grueso la forma del nuevo pliegue modificado gana “naturalidad” pasado ese tiempo.

  5. Algunos pacientes, de cartílago grueso, pueden necesitar algún retoque posterior a la cirugía si su cartílago no se adapta a la nueva posición, no es lo habitual,.. pero puede ocurrir. 

  6. La cicatriz de la corrección, queda oculta en el pliegue posterior de implantación auricular, queda oculta.

Teniendo en cuenta estas consideraciones, podemos afirmar que la otoplastia es una intervención satisfactoria, cómoda y es una de las más frecuentes en cirugía plástica, estética y reparadora.